/ martes 8 de enero de 2019

Hidroarsenicismo, asesino silencioso en La Laguna

Nadie atiende las recomendaciones de los investigadores; los filtros ya no sirven de nada

“Pese a una serie de estudios realizados desde hace ya algunos años y en los más recientes se sigue demostrando científicamente que el problema del hidroarsenicismo sigue causando serios estragos en la salud y la reproducción, pues de acuerdo a estudios realizados los efectos en la fertilidad y calidad espermática son ya serios; y qué decir en los daños que sigue provocando a los pequeños”, confirmó el doctor Javier Morán Martínez, del Centro de Investigaciones Biomédicas de la Facultad de Medicina.

Doctor Javier Morán Martínez, del Centro de Investigaciones Biomédicas de la Facultad de Medicina


Los municipios de Torreón, San Pedro, Francisco I. Madero, Matamoros y Viesca presentan muy altos niveles de arsénico en el agua, lo que le convierte en el asesino silencioso de los laguneros.

Desde el 2014 se ha venido realizando una serie de estudios como son pruebas psicológicas, sanguíneas y odontológicas con un equipo de investigadores que había empezado aquel año con el propósito de analizar las secuelas del consumo crónico de agua contaminada con arsénico en infantes de Lequeitio, cuyas edades oscilaban entre los siete y 11 años.

“En estas comunidades de Lequeitio, en Francisco I. Madero, y en El Porvenir de Arriba, de San Pedro de las Colonias, se siguen acrecentando los efectos negativos ante la exposición crónica al arsenicismo, siendo esta población la que se encuentra con un alto riesgo”, confirmó Morán Martínez.

Le recomendamos leer:


Según registros del Centro de Investigación Biomédica de la Facultad de Medicina de la UAdeC, Unidad Torreón, el agua de Lequeitio tenía en aquel tiempo concentraciones de hasta 761 microgramos de arsénico por litro, siendo que los parámetros de la Organización Mundial de Salud dictan que debe ser de 10 microgramos de arsénico por litro de agua y la Norma Oficial Mexicana, 127-SSA1-1994 de Salud Ambiental, Agua para uso y consumo humano, de 25 microgramos de arsénico por litro, para el agua se pueda beber.

“Ya hemos hechos varias recomendaciones, se ha trabajado con población adulta, sobre todo del sexo masculino de entre 18 y 35 años y hemos encontrado estragos en el tema de la fertilidad por la pobre calidad espermática ocasionada por el alto consumo de agua con arsénico”.

En la población infantil se demuestra que los estudios de los micronúcleos en la mucosa oral registran severos daños en los pequeños de estas comunidades, quienes siguen consumiendo agua de muy mala calidad y con altos contenidos de este “veneno”.

En la Comarca Lagunera, durante más de 40 años, se han realizado numerosos estudios sobre los efectos de los altos niveles de hidroarsenicismo, provocado por el abatimiento de los mantos friáticos, en la salud humana, pero nadie ha sido capaz de frenar la extracción desmedida y mucho menos hacerle frente al pulpo lechero.

Tales estudios han revelado la aparición, a largo plazo, de diversos tipos de cáncer, sobre todo de piel, pulmón, riñón y vejiga; hasta el desarrollo de enfermedades como diabetes y presión arterial, consecuencia del consumo crónico de agua contaminada con este metal tóxico; el arsénico se ha convertido en el asesino silencioso de miles de familias que habitan en estas comunidades.

“Hemos hecho muchos estudios en adultos, y obviamente por el tiempo de exposición y cronicidad los daños son muy evidentes. En los niños, por la edad, no vemos todavía afectaciones como en los adultos, pero sí hay algunas tendencias”, advierte el doctor Morán Martínez.

“En la actualidad seguimos procesando algunos de los resultados obtenidos de las muestras de 2014, pues la realidad son investigaciones que merecen ser tomadas en cuenta por parte de las autoridades responsables”, destacó.

Cabe recordar que ciudadanos de La Laguna presentaron ante el Relator Especial de las Naciones Unidas sobre los derechos humanos al agua y el saneamiento, Léo Heller, una demanda inicial contra instituciones del Estado mexicano por el caso de Hidroarsenicismo Regional Endémico presente en la Región Lagunera de Coahuila-Durango, México.

La demanda se relaciona con el documentado problema de disponibilidad resumido en que el agua que se distribuye por la tubería contiene niveles de arsénico superiores a la norma mexicana de .025 microgramos en sectores de población y en más lugares aún superiores a .010 microgramos recomendado por la Organización Mundial de la Salud.

“Pese a una serie de estudios realizados desde hace ya algunos años y en los más recientes se sigue demostrando científicamente que el problema del hidroarsenicismo sigue causando serios estragos en la salud y la reproducción, pues de acuerdo a estudios realizados los efectos en la fertilidad y calidad espermática son ya serios; y qué decir en los daños que sigue provocando a los pequeños”, confirmó el doctor Javier Morán Martínez, del Centro de Investigaciones Biomédicas de la Facultad de Medicina.

Doctor Javier Morán Martínez, del Centro de Investigaciones Biomédicas de la Facultad de Medicina


Los municipios de Torreón, San Pedro, Francisco I. Madero, Matamoros y Viesca presentan muy altos niveles de arsénico en el agua, lo que le convierte en el asesino silencioso de los laguneros.

Desde el 2014 se ha venido realizando una serie de estudios como son pruebas psicológicas, sanguíneas y odontológicas con un equipo de investigadores que había empezado aquel año con el propósito de analizar las secuelas del consumo crónico de agua contaminada con arsénico en infantes de Lequeitio, cuyas edades oscilaban entre los siete y 11 años.

“En estas comunidades de Lequeitio, en Francisco I. Madero, y en El Porvenir de Arriba, de San Pedro de las Colonias, se siguen acrecentando los efectos negativos ante la exposición crónica al arsenicismo, siendo esta población la que se encuentra con un alto riesgo”, confirmó Morán Martínez.

Le recomendamos leer:


Según registros del Centro de Investigación Biomédica de la Facultad de Medicina de la UAdeC, Unidad Torreón, el agua de Lequeitio tenía en aquel tiempo concentraciones de hasta 761 microgramos de arsénico por litro, siendo que los parámetros de la Organización Mundial de Salud dictan que debe ser de 10 microgramos de arsénico por litro de agua y la Norma Oficial Mexicana, 127-SSA1-1994 de Salud Ambiental, Agua para uso y consumo humano, de 25 microgramos de arsénico por litro, para el agua se pueda beber.

“Ya hemos hechos varias recomendaciones, se ha trabajado con población adulta, sobre todo del sexo masculino de entre 18 y 35 años y hemos encontrado estragos en el tema de la fertilidad por la pobre calidad espermática ocasionada por el alto consumo de agua con arsénico”.

En la población infantil se demuestra que los estudios de los micronúcleos en la mucosa oral registran severos daños en los pequeños de estas comunidades, quienes siguen consumiendo agua de muy mala calidad y con altos contenidos de este “veneno”.

En la Comarca Lagunera, durante más de 40 años, se han realizado numerosos estudios sobre los efectos de los altos niveles de hidroarsenicismo, provocado por el abatimiento de los mantos friáticos, en la salud humana, pero nadie ha sido capaz de frenar la extracción desmedida y mucho menos hacerle frente al pulpo lechero.

Tales estudios han revelado la aparición, a largo plazo, de diversos tipos de cáncer, sobre todo de piel, pulmón, riñón y vejiga; hasta el desarrollo de enfermedades como diabetes y presión arterial, consecuencia del consumo crónico de agua contaminada con este metal tóxico; el arsénico se ha convertido en el asesino silencioso de miles de familias que habitan en estas comunidades.

“Hemos hecho muchos estudios en adultos, y obviamente por el tiempo de exposición y cronicidad los daños son muy evidentes. En los niños, por la edad, no vemos todavía afectaciones como en los adultos, pero sí hay algunas tendencias”, advierte el doctor Morán Martínez.

“En la actualidad seguimos procesando algunos de los resultados obtenidos de las muestras de 2014, pues la realidad son investigaciones que merecen ser tomadas en cuenta por parte de las autoridades responsables”, destacó.

Cabe recordar que ciudadanos de La Laguna presentaron ante el Relator Especial de las Naciones Unidas sobre los derechos humanos al agua y el saneamiento, Léo Heller, una demanda inicial contra instituciones del Estado mexicano por el caso de Hidroarsenicismo Regional Endémico presente en la Región Lagunera de Coahuila-Durango, México.

La demanda se relaciona con el documentado problema de disponibilidad resumido en que el agua que se distribuye por la tubería contiene niveles de arsénico superiores a la norma mexicana de .025 microgramos en sectores de población y en más lugares aún superiores a .010 microgramos recomendado por la Organización Mundial de la Salud.

Local

Proponen plan regional de seguridad ciudadana

Se reúnen con cámaras y organismos de la sociedad

Local

Zonas Centro de La Laguna, sectores más inseguros

Del primer semestre de este 2019; se destaca que en los últimos seis meses ha ido creciendo de forma paulatina este delito

Torreón

Sin agua se muere nuestra esperanza: temporaleros

La sequía ya empieza a causar estragos en el campo lagunero

Mundo

EU prueba misil de medio alcance tras dejar el tratado de desarme

Es la primera prueba de un misil convencional de mediano alcance desde el fin de la Guerra Fría

Gossip

¡Por el poder de Grayskull! Netflix trae de regreso a He-Man

La serie de los ochenta regresará a la pantalla dirigida por Kevin Smith

OMG!

¡Dwayne Johnson "The rock" y Lauren Hashian se casan en Hawái!

Tras 12 años de noviazgo y dos hijas, la pareja contrajo nupcias este fin de semana

Cd. Lerdo

Denuncian a la constructora Valgo por incumplimientos en viviendas

Vecinos del fraccionamiento Las Américas fueron engañados