/ miércoles 12 de mayo de 2021

[VIDEO] Exigen a Francisco y Gloria que dejen casa en la que viven ‘de gorra’

“¡Salte ya por favor de nuestra casa!”, exige Esther Mayoral, propietaria de la casa ubicada en el Campestre

Gómez Palacio, Durango. – “¡Salte ya por favor de nuestra casa, llevas habitándola 2 años y medio sin pagar!”, fue la manera en que una lagunera denunció primero a través de redes sociales el abuso de confianza de Francisco N. y de su esposa Gloria N., y luego ante las autoridades judiciales.

Y es que, mediante un contrato establecido, hace tres años, Esther Hortensia Mayoral Garcialuna y su esposo le rentaron su casa, ubicada en la Privada Campestre, en la colonia Campestre de Gómez Palacio, sin embargo, el acusado sólo pagó seis meses y después se lo “tragó la tierra”.

Firmaron como arrendatarios él y su esposa Gloria.

“De repente dejaron de pagar y después ya no contestaron el teléfono”, dijo la denunciante.

No obstante, hace año y medio, la denunciante sufrió un asalto con violencia en su negocio de publicidad, lo que complicó su salud, situación por la cual dejó de buscar a Francisco y Gloria.

“Porque los asaltantes, además de llevarse 200 mil pesos, me quebraron la quijada, me rompieron las costillas y tuve sangrado interno. Entonces dejé el tema de la casa porque no tenía cabeza de andar cobrando porque tuve que ir a rehabilitación y con el psicólogo”, comentó.

Posterior a ello, se generó la contingencia del Covid-19 lo que también frenó el actuar en contra de los señalados ya que los juzgados cerraron temporalmente.

Fue el pasado mes de enero cuando decidió contratar un abogado y empezar el procedimiento legal con un juicio de desalojo.

En tanto, ellos siguen habitando la vivienda, invitado a amigos a reuniones y tomándose fotografías en la alberca.

“Pese a que el abogado ya trae una notificación de desalojo, pero el actuario, que es la persona autorizada por el juez, no los ha encontrado porque se esconden”, manifestó.

Ante lo tardío de la situación en el proceso legal, Esther Mayoral llamó a la presión social y a las autoridades competentes, pues cuenta con todos los documentos donde confirma lo informado.

Es por eso que colocó anuncios y lonas en el Campestre de Gómez Palacio para que los vecinos se enteraran de la problemática que padece y del abuso de confianza de Francisco y Gloria.

“Para que terminen dejando mi casa. La pérdida de valores morales hace que los demandados hagan actos indebidos para evitar las consecuencias legales, pues cuando ha ido a buscarlos el actuario sale un amigo y dice que ellos ya no viven ahí y que ahora él renta”, puntualizó.

NUMERALIA

Dos años y meses lleva sin pagar Francisco.

DATO

La casa se ubica en el Campestre de Gómez Palacio.

Mi abogado ya trae una notificación de desalojo

Esther Mayoral

Gómez Palacio, Durango. – “¡Salte ya por favor de nuestra casa, llevas habitándola 2 años y medio sin pagar!”, fue la manera en que una lagunera denunció primero a través de redes sociales el abuso de confianza de Francisco N. y de su esposa Gloria N., y luego ante las autoridades judiciales.

Y es que, mediante un contrato establecido, hace tres años, Esther Hortensia Mayoral Garcialuna y su esposo le rentaron su casa, ubicada en la Privada Campestre, en la colonia Campestre de Gómez Palacio, sin embargo, el acusado sólo pagó seis meses y después se lo “tragó la tierra”.

Firmaron como arrendatarios él y su esposa Gloria.

“De repente dejaron de pagar y después ya no contestaron el teléfono”, dijo la denunciante.

No obstante, hace año y medio, la denunciante sufrió un asalto con violencia en su negocio de publicidad, lo que complicó su salud, situación por la cual dejó de buscar a Francisco y Gloria.

“Porque los asaltantes, además de llevarse 200 mil pesos, me quebraron la quijada, me rompieron las costillas y tuve sangrado interno. Entonces dejé el tema de la casa porque no tenía cabeza de andar cobrando porque tuve que ir a rehabilitación y con el psicólogo”, comentó.

Posterior a ello, se generó la contingencia del Covid-19 lo que también frenó el actuar en contra de los señalados ya que los juzgados cerraron temporalmente.

Fue el pasado mes de enero cuando decidió contratar un abogado y empezar el procedimiento legal con un juicio de desalojo.

En tanto, ellos siguen habitando la vivienda, invitado a amigos a reuniones y tomándose fotografías en la alberca.

“Pese a que el abogado ya trae una notificación de desalojo, pero el actuario, que es la persona autorizada por el juez, no los ha encontrado porque se esconden”, manifestó.

Ante lo tardío de la situación en el proceso legal, Esther Mayoral llamó a la presión social y a las autoridades competentes, pues cuenta con todos los documentos donde confirma lo informado.

Es por eso que colocó anuncios y lonas en el Campestre de Gómez Palacio para que los vecinos se enteraran de la problemática que padece y del abuso de confianza de Francisco y Gloria.

“Para que terminen dejando mi casa. La pérdida de valores morales hace que los demandados hagan actos indebidos para evitar las consecuencias legales, pues cuando ha ido a buscarlos el actuario sale un amigo y dice que ellos ya no viven ahí y que ahora él renta”, puntualizó.

NUMERALIA

Dos años y meses lleva sin pagar Francisco.

DATO

La casa se ubica en el Campestre de Gómez Palacio.

Mi abogado ya trae una notificación de desalojo

Esther Mayoral

OMG!

Nuestra Belleza designa a lagunero como ‘Mr. México’

Representará al país en República Dominicana

OMG!

Nuestra Belleza designa a lagunero como ‘Mr. México’

Representará al país en República Dominicana

Policiaca

Mueren en volcadura de regreso a casa

Los cuerpos fueron trasladados a las instalaciones del Servicio Médico Forense (Semefo) para la necropsia de rigor