/ viernes 16 de abril de 2021

Con Luna de sangre, la directora Emma Tammi replantea el mito del hombre lobo

Esta es la trama que desarrolla Luna de sangre, película que estrena hoy a las 23:45 horas por Space

¿Hasta qué punto puede llegar una madre para proteger a su hijo? Esme, madre soltera de un niño de diez años, ha huido de ciudad en ciudad y viaja constantemente para encontrar un lugar donde criarlo. El miedo no es sólo que alguien más le haga daño, sino que su hijo ataque a alguien cuando salga la luna y se convierta en un hombre lobo. 

Esta es la trama que desarrolla Luna de sangre, película que estrena hoy a las 23:45 horas por Space, y con la que cierra la segunda temporada de historias de horror y suspenso de la antología Into the dark, producida por Jason Blum (¡Huye!, Actividad paranormal) para Blumhouse.

 

 

“Es una historia de mucho suspenso, donde había que crear una tensión para mantener el sentimiento de que hay algo potencialmente dañino a la vuelta de la esquina”, dice la directora Emma Tammi en entrevista exclusiva para El Sol de México.

“Está la amenaza del pueblo a donde se mudan, pero también la de Luna, su hijo, con la transformación que tiene cada mes. Y existe este indicio de que hay alguien que los sigue, que los persigue y Esme trata de mantener a ambos a salvo y fuera del radar”.

Luna de sangre es una historia de suspenso con tintes de horror que retoma la mitología europea del hombre lobo para llevarla a la realidad contemporánea, en medio de un pueblo en los Estados Unidos aparentemente desierto donde Esme y su hijo Luna se confinan. Pero al igual que sus habitantes, esta localidad juega un papel importante en los misterios que rodean la transformación de Luna.

“El pueblo es un personaje más en la historia en el que ambos comienzan a ser más cálidos, especialmente cuando conocen a Miguel (Marco Rodríguez), que es como un aliado. Al final del día la historia se basa en una relación de contención donde ellos a veces se sienten a salvo y otras tienen que huir, y ese lugar es un personaje que los impulsa a tener una noción de seguridad”, dice la realizadora. 

Megalyn Echikunwoke, quien interpreta a Esme, destaca que en medio del terror y el misterio que envuelve la historia, Luna de sangre es una representación sobre los sacrificios a los que una madre debe enfrentarse, sin importar si debe huir de un lugar a otro o meter a su hijo en una jaula para evitar la furia de su transformación. 

“Una de las primeras cosas que quise atrapar en la historia es que se trata de una madre soltera que hace todo por sí sola; y yo fui criada por una madre soltera, así que quería acercarme e introducir esos sentimientos de soledad y miedo en un ambiente donde tienes el trabajo de ser una buena madre a toda costa”.

▶️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

Ante el suspenso hay una chispa de ternura que ofrece Yonas Kibreab, el pequeño que interpreta a Luna y que hace su debut en una película con esta historia, en la que dejó sus miedos atrás para interpretar a este personaje que se convierte en un prematuro hombre lobo.

“Fue diferente porque antes hacía comerciales sonriendo y siendo feliz”, dice el actor en entrevista. “Pero aquí tenía que llorar mucho, es una de las cosas más difíciles porque yo nunca lloro –comenta entre risas–. Pero si una magia tiene la película es la manera en la que los escritores la hicieron interesante sobre una madre que intenta proteger a su hijo de los peligros afuera”. 

Luna de sangre integra en su elenco a Joshua Dov (Narcos: Mexico), Marco Rodríguez (Velvet Buzzsaw) y Gareth Williams (Mindhunter). 

¿Hasta qué punto puede llegar una madre para proteger a su hijo? Esme, madre soltera de un niño de diez años, ha huido de ciudad en ciudad y viaja constantemente para encontrar un lugar donde criarlo. El miedo no es sólo que alguien más le haga daño, sino que su hijo ataque a alguien cuando salga la luna y se convierta en un hombre lobo. 

Esta es la trama que desarrolla Luna de sangre, película que estrena hoy a las 23:45 horas por Space, y con la que cierra la segunda temporada de historias de horror y suspenso de la antología Into the dark, producida por Jason Blum (¡Huye!, Actividad paranormal) para Blumhouse.

 

 

“Es una historia de mucho suspenso, donde había que crear una tensión para mantener el sentimiento de que hay algo potencialmente dañino a la vuelta de la esquina”, dice la directora Emma Tammi en entrevista exclusiva para El Sol de México.

“Está la amenaza del pueblo a donde se mudan, pero también la de Luna, su hijo, con la transformación que tiene cada mes. Y existe este indicio de que hay alguien que los sigue, que los persigue y Esme trata de mantener a ambos a salvo y fuera del radar”.

Luna de sangre es una historia de suspenso con tintes de horror que retoma la mitología europea del hombre lobo para llevarla a la realidad contemporánea, en medio de un pueblo en los Estados Unidos aparentemente desierto donde Esme y su hijo Luna se confinan. Pero al igual que sus habitantes, esta localidad juega un papel importante en los misterios que rodean la transformación de Luna.

“El pueblo es un personaje más en la historia en el que ambos comienzan a ser más cálidos, especialmente cuando conocen a Miguel (Marco Rodríguez), que es como un aliado. Al final del día la historia se basa en una relación de contención donde ellos a veces se sienten a salvo y otras tienen que huir, y ese lugar es un personaje que los impulsa a tener una noción de seguridad”, dice la realizadora. 

Megalyn Echikunwoke, quien interpreta a Esme, destaca que en medio del terror y el misterio que envuelve la historia, Luna de sangre es una representación sobre los sacrificios a los que una madre debe enfrentarse, sin importar si debe huir de un lugar a otro o meter a su hijo en una jaula para evitar la furia de su transformación. 

“Una de las primeras cosas que quise atrapar en la historia es que se trata de una madre soltera que hace todo por sí sola; y yo fui criada por una madre soltera, así que quería acercarme e introducir esos sentimientos de soledad y miedo en un ambiente donde tienes el trabajo de ser una buena madre a toda costa”.

▶️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

Ante el suspenso hay una chispa de ternura que ofrece Yonas Kibreab, el pequeño que interpreta a Luna y que hace su debut en una película con esta historia, en la que dejó sus miedos atrás para interpretar a este personaje que se convierte en un prematuro hombre lobo.

“Fue diferente porque antes hacía comerciales sonriendo y siendo feliz”, dice el actor en entrevista. “Pero aquí tenía que llorar mucho, es una de las cosas más difíciles porque yo nunca lloro –comenta entre risas–. Pero si una magia tiene la película es la manera en la que los escritores la hicieron interesante sobre una madre que intenta proteger a su hijo de los peligros afuera”. 

Luna de sangre integra en su elenco a Joshua Dov (Narcos: Mexico), Marco Rodríguez (Velvet Buzzsaw) y Gareth Williams (Mindhunter). 

Local

Reconoce MARS a los maestros de Coahuila con presea

Docentes de la Región Centro-Desierto, Carbonífera y Norte con más de 30, 40 y 50 años de servicio fueron homenajeados

Política

Sala Superior cancela el registro de Luis Fernando Salazar en Torreón

Definitivo, se van solos PRI y PAN por la alcaldía de Torreón

Local

Dan a conocer avances en la investigación del rapto y el homicidio de Marisa 'N'

En total son cinco personas las involucradas en estos hechos, pero solo se ha logrado la detención de tres personas

Salud

Karina: Cinco años al servicio de la comunidad como paramédico de la Cruz Roja

Karina, joven paramédico invita a los ciudadanos a que se sumen a la colecta de la Cruz Roja

Futbol

Orrantia asegura que Santos aprendió de sus errores en liguillas

El “charal” asegura que los Guerreros confían en todo lo que han trabajado

Local

Diputada lanza exhorto sobre la violencia y maltrato infantil

Tres de cada cuatro son habitualmente víctimas de algún tipo de disciplina violenta por parte de sus cuidadores

Local

Llama diputado a Federación a reforzar apoyo a productores de papa

La intención de los productores era evitar que la papa fresca proveniente de Estados Unidos fuera importada más allá de la franja fronteriza