/ sábado 2 de noviembre de 2019

Flores para el Día de Muertos

Llevan 30 años dedicados a la siembra; 10 familias trabajan en Monterreicillo, Durango

Comarca Lagunera.- A 15 kilómetros de Ciudad Lerdo, pasando Villa Juárez, Durango, se localiza la comunidad de Monterrey, mejor conocida por sus pobladores como "Monterreicillo". En este lugar poco más de 10 familias y un buen número de habitantes se dedican a la agricultura, aprovechando que a pocos metros pasa el cauce natural del Río Nazas.

Precisamente para estas fechas los agricultores aprovechan el clima húmedo y la buena calidad de la tierra para sembrar las flores más comunes que se comercializan en los días previos al "Día de Muertos". Mano de León, Flor de Cempasúchil, Sempoal y Margarita, son las que más se producen en estas tierras que llegan hasta las orillas del Padre Nazas.

Una de las propietarias de una de estas tierras es la señora Martha Martínez García. Ella lleva más de 20 años dedicada a la producción de flores para estas fechas. Mientras que el resto del año se dedica a sembrar lechuga, cilantro y repollo.

"Me ayudan mi hijo y mi nuera. Mi hijo se va regar las flores desde temprano y mi nuera y yo vamos a quitar la hierba mala por la tarde", platica la señora Martha. Es de mucha importancia retirar la hierba que crece alrededor de las flores para que no afecte su crecimiento.

Cada uno de los sembradíos se divide en bordos. Cada terreno puede tener varios bordos dependiendo del tamaño del terreno.

La señora Martha platica que cada uno de los bordos lleno de flores de Mano de León puede costar hasta 3,500 pesos, mientras que el bordo con flores de Sempoal cuesta 2,000.

"Nosotros venimos dando el manojo de flores como en 15 pesos y los que se dedican a venderla la llegan a dar en 50 pesos o más, dependiendo del cuidado y la presentación que tenga la flor", asegura la señora Martha.

Existen otras comunidades que también se dedican a la siembra de flores para el día de muertos como el ejido Los Ángeles y Villa Juárez, Durango.

Avanzado por los caminos y veredas, casi para llegar al Río Nazas encontramos a Pablo Calderón, quién se encontraba trabajando desde las seis de la mañana.

La mayoría de los trabajadores prefieren empezar temprano porque trabajar bajo los rayos del sol es más desgaste físico.

Esta temporada a comparación de otros años será menos productiva. Los agricultores platican que muchos no pudieron sembrar.

Esto es por consecuencia de las lluvias que se presentaron el año pasado, las cuales dañaron las semillas que se extraen de las flores y que se conservan bajo clima agradable a lo largo de todo el año. A la espera de la nueva temporada.

"La lluvia pegó fuerte el año pasado y muchos agricultores no tenían semillas suficiente para trabajar sus sembradíos", platicaba Pablo Calderón mientras descansaba él y su yegua para luego continuar con el arrastre del arado.

Le recomendamos leer también:

Casi a diario llegan a Monterreicillo nuevos compradores, provenientes de la Comarca Lagunera, comunidades cercanas e incluso de otras ciudades y estados como Chihuahua, Zacatecas y Coahuila.

En contraste con lo que se piensa de los revendedores y los coyotes, estos se han convertido en parte importante para el ciclo comercial de las flores ya que se encargan de trasladar las flores a lugares como la Comarca Lagunera, Tlahualilo, Saltillo, Santa María del Oro, Durango y Ciudad Juárez en el Estado de Chihuahua.

VIAJE TRUNCADO

Este negocio funciona gracias a los agricultores y a los compradores que se encargan de llevar las flores hasta las manos de los clientes, sin importar que tan lejano quede el panteón.

Gustavo Ortiz, agricultor desde hace más de 30 años, plática que los compradores deben lidiar con elementos de tránsito y vialidad, seguridad pública y hasta de autoridades estatales de cada una de las ciudades ya que seguido son extorsionados con el clásico "noche" para dejarlos circular y llegar a su lugar de venta.

"Detienen a las camionetas y los remolques con flores con cualquier pretexto. Lo único que quieren es extorsionarlos o de lo contrario les retrasan el viaje y los amenazan de recogerles los vehículos", dijo Gustavo Ortiz.

Aunque aquí no termina el problema, ya que también han sufrido decenas de robos de parte de grupos de la delincuencia organizada.

Los robos se cometen cuando los vendedores van de regreso después del día dos de noviembre.

Es por ello que algunos comerciantes de flores prefieren quedarse en aquellas ciudades o comunidades hasta una semana después del día de muertos a fin de no ser víctimas de robo a manos de los delincuentes, que con frecuencia ya tienen ubicados sus vehículos.

NADIE ES PROFETA EN SU TIERRA

La mayor parte de la producción que se genera en estas tierras es comercializada fuera de la Comarca Lagunera y solo se llega a vender en algunos lugares como la Alameda Zaragoza en Torreón y en algunos panteones de los alrededores.

La variedad de flores que se vende en los panteones de Torreón, Gómez Palacio Lerdo es conocida como "flor fina" y esta proviene de estados del sur de la República Mexicana.

El nombre adquirido de "flor fina" se debe al tipo de agricultura que se genera en otros estados ya que las tierras y humedad de cada región son diferentes.

Los agricultores y los comerciantes esperan que la poca siembra que se recogerá este año aumente las ganancias ya que los costos podrían aumentar a partir del 30 de octubre cuando se levante la cosecha de flores para el día de muertos en todo México.

Comarca Lagunera.- A 15 kilómetros de Ciudad Lerdo, pasando Villa Juárez, Durango, se localiza la comunidad de Monterrey, mejor conocida por sus pobladores como "Monterreicillo". En este lugar poco más de 10 familias y un buen número de habitantes se dedican a la agricultura, aprovechando que a pocos metros pasa el cauce natural del Río Nazas.

Precisamente para estas fechas los agricultores aprovechan el clima húmedo y la buena calidad de la tierra para sembrar las flores más comunes que se comercializan en los días previos al "Día de Muertos". Mano de León, Flor de Cempasúchil, Sempoal y Margarita, son las que más se producen en estas tierras que llegan hasta las orillas del Padre Nazas.

Una de las propietarias de una de estas tierras es la señora Martha Martínez García. Ella lleva más de 20 años dedicada a la producción de flores para estas fechas. Mientras que el resto del año se dedica a sembrar lechuga, cilantro y repollo.

"Me ayudan mi hijo y mi nuera. Mi hijo se va regar las flores desde temprano y mi nuera y yo vamos a quitar la hierba mala por la tarde", platica la señora Martha. Es de mucha importancia retirar la hierba que crece alrededor de las flores para que no afecte su crecimiento.

Cada uno de los sembradíos se divide en bordos. Cada terreno puede tener varios bordos dependiendo del tamaño del terreno.

La señora Martha platica que cada uno de los bordos lleno de flores de Mano de León puede costar hasta 3,500 pesos, mientras que el bordo con flores de Sempoal cuesta 2,000.

"Nosotros venimos dando el manojo de flores como en 15 pesos y los que se dedican a venderla la llegan a dar en 50 pesos o más, dependiendo del cuidado y la presentación que tenga la flor", asegura la señora Martha.

Existen otras comunidades que también se dedican a la siembra de flores para el día de muertos como el ejido Los Ángeles y Villa Juárez, Durango.

Avanzado por los caminos y veredas, casi para llegar al Río Nazas encontramos a Pablo Calderón, quién se encontraba trabajando desde las seis de la mañana.

La mayoría de los trabajadores prefieren empezar temprano porque trabajar bajo los rayos del sol es más desgaste físico.

Esta temporada a comparación de otros años será menos productiva. Los agricultores platican que muchos no pudieron sembrar.

Esto es por consecuencia de las lluvias que se presentaron el año pasado, las cuales dañaron las semillas que se extraen de las flores y que se conservan bajo clima agradable a lo largo de todo el año. A la espera de la nueva temporada.

"La lluvia pegó fuerte el año pasado y muchos agricultores no tenían semillas suficiente para trabajar sus sembradíos", platicaba Pablo Calderón mientras descansaba él y su yegua para luego continuar con el arrastre del arado.

Le recomendamos leer también:

Casi a diario llegan a Monterreicillo nuevos compradores, provenientes de la Comarca Lagunera, comunidades cercanas e incluso de otras ciudades y estados como Chihuahua, Zacatecas y Coahuila.

En contraste con lo que se piensa de los revendedores y los coyotes, estos se han convertido en parte importante para el ciclo comercial de las flores ya que se encargan de trasladar las flores a lugares como la Comarca Lagunera, Tlahualilo, Saltillo, Santa María del Oro, Durango y Ciudad Juárez en el Estado de Chihuahua.

VIAJE TRUNCADO

Este negocio funciona gracias a los agricultores y a los compradores que se encargan de llevar las flores hasta las manos de los clientes, sin importar que tan lejano quede el panteón.

Gustavo Ortiz, agricultor desde hace más de 30 años, plática que los compradores deben lidiar con elementos de tránsito y vialidad, seguridad pública y hasta de autoridades estatales de cada una de las ciudades ya que seguido son extorsionados con el clásico "noche" para dejarlos circular y llegar a su lugar de venta.

"Detienen a las camionetas y los remolques con flores con cualquier pretexto. Lo único que quieren es extorsionarlos o de lo contrario les retrasan el viaje y los amenazan de recogerles los vehículos", dijo Gustavo Ortiz.

Aunque aquí no termina el problema, ya que también han sufrido decenas de robos de parte de grupos de la delincuencia organizada.

Los robos se cometen cuando los vendedores van de regreso después del día dos de noviembre.

Es por ello que algunos comerciantes de flores prefieren quedarse en aquellas ciudades o comunidades hasta una semana después del día de muertos a fin de no ser víctimas de robo a manos de los delincuentes, que con frecuencia ya tienen ubicados sus vehículos.

NADIE ES PROFETA EN SU TIERRA

La mayor parte de la producción que se genera en estas tierras es comercializada fuera de la Comarca Lagunera y solo se llega a vender en algunos lugares como la Alameda Zaragoza en Torreón y en algunos panteones de los alrededores.

La variedad de flores que se vende en los panteones de Torreón, Gómez Palacio Lerdo es conocida como "flor fina" y esta proviene de estados del sur de la República Mexicana.

El nombre adquirido de "flor fina" se debe al tipo de agricultura que se genera en otros estados ya que las tierras y humedad de cada región son diferentes.

Los agricultores y los comerciantes esperan que la poca siembra que se recogerá este año aumente las ganancias ya que los costos podrían aumentar a partir del 30 de octubre cuando se levante la cosecha de flores para el día de muertos en todo México.

Local

Para Coahuila y Saltillo, la prioridad es salvaguardar la integridad y patrimonio de las familias: MARS

No dará un paso atrás en materia de la protección a los ciudadanos, reitera

Local

Operativo en Villa Unión dejó 67 personas detenidas

Asimismo informaron de 45 delincuentes abatidos

Celebridades

¡Es un hecho! Quentin Tarantino confirma que habrá Kill Bill 3

El polifacético productor y director de cine Quentin Tarantino narró que se reunió con Uma Thurman para definir el concepto de la película

Local

Menor de edad muere atropellada en Durango

El responsable huyó después del hecho

Torreón

Inversiones detonan en Torreón nueve mil 799 nuevos empleos

Presenta informe la Dirección de Desarrollo Económico

Deportes

Presentan espectacular función de lucha libre

El 21 de diciembre en el Poliforum de la Feria Torreón

Torreón

Desarrollo Social rinde informe anual de resultados

Se reclasificaron 4.5 mdp del presupuesto de la dependencia

México

Bancos no abrirán este 12 de diciembre

Esto con motivo del día del empelado bancario