/ domingo 10 de mayo de 2020

Todo apoyo es bienvenido

Una de las grandes preocupaciones de los seres humanos en la actual crisis sanitaria es su economía familiar. El confinamiento social a causa del Covid-19, que en México se extenderá hasta el próximo 30 de mayo, ha cancelado las actividades económicas que los gobiernos califican como no esenciales, muchas de las cuales eran el único medio de sobrevivencia de innumerables familias.

Nadie puede negar el impacto de la pandemia en las finanzas personales, y lo duro que será para algunas familias salir adelante de la difícil situación económica por la que atravesamos. Aparte del temor al contagio, que según expertos en psicología puede interferir en las interacciones cotidianas, un importante número de mexicanos ha perdido su trabajo de tiempo parcial debido a los cierres por el coronavirus. Otros han dejado de trabajar para cuidar a familiares en cuarentena por haber contraído el virus.

Me ocupo de esta cuestión específica porque, de un tiempo a la fecha, la población se formula con cierto grado de estrés algunas interrogantes. Una de ellas es sobre el pago de servicios como luz, agua, gas, e Internet, una situación que preocupa en gran manera a quienes han perdido su empleo en la actual contingencia.

La preocupación no se extingue ni siquiera con el anuncio hecho por la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en el sentido de que mientras la economía retoma su curso, esta empresa del Estado mexicano “no podrá establecer tarifas altas ni pagos extra en el consumo de los hogares”. Lo anterior no debe entenderse como si la CFE fuera a condonar el pago de energía eléctrica, un tema acerca del cual fue muy claro Manuel Bartlett Díaz, director general de la CFE: no se condonarán los pagos de electricidad de la población durante la contingencia.

Sobre este mismo tema, Arturo Herrera Gutiérrez, secretario de Hacienda y Crédito Público, informó hace unas semanas sobre un acuerdo que autoriza establecer el mecanismo para fijar las tarifas del suministro básico a usuarios domésticos. El convenio en cuestión establece que la dependencia a su cargo, encargada de regular, dirigir y controlar en materia fiscal la política del Gobierno Federal, “decidió emprender las acciones conducentes para coadyuvar a la economía de las familias mexicanas al permitirles el acceso a la energía eléctrica a precios asequibles”.

En lo que respecta a la telefonía celular, tan importante para mantenernos informados y en comunicación con nuestros familiares y amigos durante la pandemia, Telcel, AT&T y Movistar ofrecieron como medida de solidaridad 100 minutos y 150 SMSs gratuitos para los usuarios más necesitados en el país. El Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) informó recientemente que los tres gigantes del sector móvil amplían a mayo “la vigencia del plan de emergencia que permite a usuarios de prepago acceder, por una sola ocasión, a un paquete gratuito de llamadas de voz y mensajes de texto cortos (SMS) ante la contingencia por COVID-19”.

Algunas entidades del país han anunciado que van a prorrogar el pago de trámites y servicios. Uno de ellos es el estado de Jalisco, que ha dado a conocer la ampliación de dos meses del plazo para el pago del refrendo vehicular sin recargos, el cual vencía el pasado 31 de marzo. Otros estados que han hecho lo propio son Colima, Hidalgo, Morelos, Puebla, Querétaro y Tlaxcala. El gobierno de la Ciudad de México anunció que se podrá obtener el subsidio al impuesto sobre la tenencia de vehículos.

Los gobiernos de los estados buscan garantizar también el suministro de agua durante la pandemia, algo fundamental en la protección contra el coronavirus, que exigen el frecuente lavado de manos. Por ello, algunos municipios del país, como es el caso de Puebla, han anunciado como apoyo a la ciudadanía que el cobro del cien por ciento del servicio del agua potable será condonado por los próximos tres meses en 358 colonias vulnerables. El gobierno de la Ciudad de México favorecerá en el mismo sentido a 71 colonias de la alcaldía Iztapalapa.

Surgen también inquietudes sobre el pago de la renta: ¿qué hacer en caso de no poderla pagar por dificultades económicas? Algunos respuestas o recomendaciones son en el sentido de negociar con el propietario para aplazar, lograr un descuento o la condonación de uno o dos meses.

Estará de acuerdo conmigo que, en estos momentos, todas las acciones orientadas a apoyar a las familias más golpeadas por el coronavirus son bienvenidas, sean estas en materia de pago de servicios o de tipo alimenticio, como las que han estado realizando instituciones públicas, privadas y religiosas.

Y ya que hablamos del quehacer solidario de las instituciones religiosas en esta crisis sanitaria, me permito destacar las acciones de apoyo médico y alimenticio de la Iglesia La Luz del Mundo, que incitada por el apóstol Naasón Joaquín García ha llevado a los más necesitados miles de despensas en todos los estados de la República, así como en los demás países donde esta asociación religiosa tiene presencia.

Twitter: @armayacastro

Una de las grandes preocupaciones de los seres humanos en la actual crisis sanitaria es su economía familiar. El confinamiento social a causa del Covid-19, que en México se extenderá hasta el próximo 30 de mayo, ha cancelado las actividades económicas que los gobiernos califican como no esenciales, muchas de las cuales eran el único medio de sobrevivencia de innumerables familias.

Nadie puede negar el impacto de la pandemia en las finanzas personales, y lo duro que será para algunas familias salir adelante de la difícil situación económica por la que atravesamos. Aparte del temor al contagio, que según expertos en psicología puede interferir en las interacciones cotidianas, un importante número de mexicanos ha perdido su trabajo de tiempo parcial debido a los cierres por el coronavirus. Otros han dejado de trabajar para cuidar a familiares en cuarentena por haber contraído el virus.

Me ocupo de esta cuestión específica porque, de un tiempo a la fecha, la población se formula con cierto grado de estrés algunas interrogantes. Una de ellas es sobre el pago de servicios como luz, agua, gas, e Internet, una situación que preocupa en gran manera a quienes han perdido su empleo en la actual contingencia.

La preocupación no se extingue ni siquiera con el anuncio hecho por la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en el sentido de que mientras la economía retoma su curso, esta empresa del Estado mexicano “no podrá establecer tarifas altas ni pagos extra en el consumo de los hogares”. Lo anterior no debe entenderse como si la CFE fuera a condonar el pago de energía eléctrica, un tema acerca del cual fue muy claro Manuel Bartlett Díaz, director general de la CFE: no se condonarán los pagos de electricidad de la población durante la contingencia.

Sobre este mismo tema, Arturo Herrera Gutiérrez, secretario de Hacienda y Crédito Público, informó hace unas semanas sobre un acuerdo que autoriza establecer el mecanismo para fijar las tarifas del suministro básico a usuarios domésticos. El convenio en cuestión establece que la dependencia a su cargo, encargada de regular, dirigir y controlar en materia fiscal la política del Gobierno Federal, “decidió emprender las acciones conducentes para coadyuvar a la economía de las familias mexicanas al permitirles el acceso a la energía eléctrica a precios asequibles”.

En lo que respecta a la telefonía celular, tan importante para mantenernos informados y en comunicación con nuestros familiares y amigos durante la pandemia, Telcel, AT&T y Movistar ofrecieron como medida de solidaridad 100 minutos y 150 SMSs gratuitos para los usuarios más necesitados en el país. El Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) informó recientemente que los tres gigantes del sector móvil amplían a mayo “la vigencia del plan de emergencia que permite a usuarios de prepago acceder, por una sola ocasión, a un paquete gratuito de llamadas de voz y mensajes de texto cortos (SMS) ante la contingencia por COVID-19”.

Algunas entidades del país han anunciado que van a prorrogar el pago de trámites y servicios. Uno de ellos es el estado de Jalisco, que ha dado a conocer la ampliación de dos meses del plazo para el pago del refrendo vehicular sin recargos, el cual vencía el pasado 31 de marzo. Otros estados que han hecho lo propio son Colima, Hidalgo, Morelos, Puebla, Querétaro y Tlaxcala. El gobierno de la Ciudad de México anunció que se podrá obtener el subsidio al impuesto sobre la tenencia de vehículos.

Los gobiernos de los estados buscan garantizar también el suministro de agua durante la pandemia, algo fundamental en la protección contra el coronavirus, que exigen el frecuente lavado de manos. Por ello, algunos municipios del país, como es el caso de Puebla, han anunciado como apoyo a la ciudadanía que el cobro del cien por ciento del servicio del agua potable será condonado por los próximos tres meses en 358 colonias vulnerables. El gobierno de la Ciudad de México favorecerá en el mismo sentido a 71 colonias de la alcaldía Iztapalapa.

Surgen también inquietudes sobre el pago de la renta: ¿qué hacer en caso de no poderla pagar por dificultades económicas? Algunos respuestas o recomendaciones son en el sentido de negociar con el propietario para aplazar, lograr un descuento o la condonación de uno o dos meses.

Estará de acuerdo conmigo que, en estos momentos, todas las acciones orientadas a apoyar a las familias más golpeadas por el coronavirus son bienvenidas, sean estas en materia de pago de servicios o de tipo alimenticio, como las que han estado realizando instituciones públicas, privadas y religiosas.

Y ya que hablamos del quehacer solidario de las instituciones religiosas en esta crisis sanitaria, me permito destacar las acciones de apoyo médico y alimenticio de la Iglesia La Luz del Mundo, que incitada por el apóstol Naasón Joaquín García ha llevado a los más necesitados miles de despensas en todos los estados de la República, así como en los demás países donde esta asociación religiosa tiene presencia.

Twitter: @armayacastro

lunes 03 de agosto de 2020

Proclama de júbilo universal

lunes 27 de julio de 2020

Economía y Covid-19

domingo 19 de julio de 2020

Conflicto por vacuna

lunes 13 de julio de 2020

Intolerancia religiosa

lunes 06 de julio de 2020

El sabio y el necio

lunes 29 de junio de 2020

Nada es para siempre

lunes 22 de junio de 2020

La importancia de las instituciones

lunes 15 de junio de 2020

Intolerancia en redes sociales

domingo 07 de junio de 2020

El racismo se niega a desaparecer

lunes 01 de junio de 2020

La carrera mundial por la vacuna

Cargar Más